SEGUIDORES

viernes, 22 de julio de 2011

"Nada es para siempre" decían tus ojos tristes

Que sí, que no soy la más indicada para hablar, pero tampoco soy la peor, porque no siempre es mejor lo bueno, y lo malo, lo peor.


                         ¿Para quererle?
Para quererle me sobran momentos, pero para odiarle me faltan motivos. Y es que, si al camino recto se llega por el más torcido, yo voy de curva en curva, levantándome por el camino, pero volviéndome a caer, aunque siempre con el lema de caer esta permitido, levantarse es una obligación.
Porque si de los fallos se aprende, yo lo sé casi todo, pero siempre me quedará algo por aprender, en esta vida he aprendido a caerme, a levantarme, a reconocer los errores y a pedir perdón, a diferenciar entre amigos de verdad y colegas, he aprendido que no todo lo que dicen es verdad, y que por mucho que te cuenten siempre habrá algo que sea mentira, quizás para exagerarlo, quizás para que no suene tan fuerte, quizás para que nos pongamos en contra de alguien o quizás para perdonadlo, quizás porque quieren llamar tu atención y quizás porque sepan que es fácil mentir si lo juntas con la verdad.
Pero, de lo que sí estoy segura - de lo poco que estoy segura - es que quien prueba la satisfacción de mentirte una vez, lo vuelve a hacer otra, y otra y otra, hasta que tú te das cuenta que no es verdad lo que dice, lo que cuentan. 

domingo, 17 de julio de 2011

Y que dirán las flores


Despacito, el susurro del murmullo de tus pasos, va llenando mi corazón de cachitos de canciones olvidás por el fracaso. 
Resucito, cuando tengo tu sonrisa entre mis brazos, van llegando ya las flores hasta el campo dibujando un pentagrama que bonito. Salgo corriendo, a lo más alto, detengo el vuelo y me siento mejor, allá a lo lejos, pegando saltos hay una rata muy cerca del sol. Al mismo tiempo, permaneciendo, poquito a poco se apaga el farol, de cama en cama, de verso en verso, no quiero silencio quiero tu calor. 
Quiero bailar con la pared, sentir que para el tiempo, volar en trozos de papel surcando el cielo, vivo la vida del revés, recorro el mundo entero.
Que dirán las flores si me ven pasar cogido de la mano de la libertad, empieza la mañana cuando llega el ruiseñor que canta a la madrugada.
Que dirán las olas si se calma el mar, mira las montañas y las nubes, no levantan aunque sople el viento.(x2)
Con cien cañones por banda, en esta parte la orilla, con mi velero en astilla y en corazón de mudanza. En este barco suicida, que siempre va a la deriva, se naufraga de madrugada.
Que dirán las olas si se calma el mar, mira las montañas y las nubes, no levantan aunque sople el viento.
Quiero bailar con la pared, sentir que para el tiempo, para el tiempo.

domingo, 10 de julio de 2011

Típica noche

Acurrucada en la cama sin poder dormir. 
Con el móvil bajo la almohada, sonando la voz de rulo cantando: "absurdo, como un domingo por la tarde, como las balas por el aire, como el puto despertador..." mientras una lágrima cae por mi mejilla y termina cayendo en las sábanas con olor a nuevo. 
Siguiente canción, esta vez de extremoduro, nueva lágrima, como si mi cuerpo siguiera un extraño compás con las canciones.
Sigue sonando la música, tan baja que hay que apretar la almohada para poder escuchar algo, pero a mí no me hace falta, me sé las canciones de memoria de escucharlas todas las noches que con sólo oír un segundo sé lo que viene a continuación. 
Antes de que me venza el sueño escucho como robe canta: "se ha roto otro peldaño de la escalera, soledad y desengaño son mis condenas..." como una voz que se apaga lentamente.
Mañana será un día de risas falsas, fingiendo que no pasa nada cuando todo va mal
Y antes de cerrar los ojos me preguntó con que soñaré... ojalá sueñe contig♥.

domingo, 3 de julio de 2011

Cuenta atrás

Hoy practico el silencio que no es poco,
la mudez temprana, el mutismo hondo,
la afonía y la calma.

He sepultado el canto y el grito ambicioso,
el falso declamar y el recitar famoso
de los nuevos poetas.

Hoy me callo para que hablen otros
y que mi lengua sea caudal insonoro
y no estilete.

Ganas me dan de no escribir un sólo verso,
poner punto y final y guardar los acentos
junto a las comas.

Liberar las metáforas, los nombres propios,
romper las oraciones, los grupos fónicos
y reírme de todo.

A fin de cuentas si algo valió la pena
es el haber andado por esta tierra
sin mucho ruido.
 

Porque en este mundo nada tiene sentido
si no es el cielo del olvido
y el de la rosa.



                                                                                                                            -Cuenta atrás                                                           

ROCK AND ROLL

ROCK AND ROLL

Cuando ríe, el mundo entero me da igual.

Cuando ríe, el mundo entero me da igual.